Lagarde advierte de que el riesgo de recesión ha aumentado

Lagarde advierte de que el riesgo de recesión ha aumentado


Advierte de los riesgos de recuperación si los gobiernos optan por recortar inversiones en sus planes de consolidación

Santander, 18 de noviembre (Diario de Cantabria) –

La presidenta del Banco Central Europeo (BCE), Christine Lagarde, indicó que la amenaza de recesión en la zona euro es más intensa ahora, pese a que los datos de crecimiento económico han sido mejores de lo esperado, por lo que lo considera «vital » demostrar el compromiso de la institución con su mandato de estabilidad de precios.

«Aunque los últimos datos de crecimiento del PIB han sorprendido al alza, el riesgo de recesión ha aumentado», dijo Lagarde en un discurso en Fráncfort.

No obstante, recordó que la experiencia histórica sugiere que es poco probable que una recesión reduzca significativamente la inflación, al menos a corto plazo, por lo que es «vital» que el BCE se comprometa con su mandato de garantizar que las expectativas de inflación se mantengan ancladas y haya sin efectos de la segunda vuelta.

En este sentido, ha reconocido que la inflación en la zona euro es demasiado alta, con un récord del 10,6% en octubre, y advierte que es probable que “se mantenga alta durante un periodo prolongado”.

«Estamos comprometidos a reducir la inflación a nuestra meta de mediano plazo y tomaremos las medidas necesarias para hacerlo», agregó.

No obstante, el presidente del BCE ha defendido que, aunque la política monetaria asegurará el retorno de la inflación al objetivo a medio plazo, la evolución del escenario económico también dependerá del alineamiento entre éste y el resto de actores, destacando la importancia de la política fiscal.

En el corto plazo, en un contexto de alta inflación, la intervención fiscal debe ser temporal, focalizada y adaptada, mirando hacia el futuro, dado que la política monetaria puede guiar la demanda pero no puede eliminar las restricciones existentes al crecimiento, otras áreas de política deben actuar.

Para él, la eliminación de estas restricciones no solo recompondrá la oferta afectada por las crisis recientes, sino que, con el tiempo, fortalecerá la demanda interna en un mundo donde la demanda externa es cada vez menos predecible.

“Un impulso para acelerar tres transiciones importantes determinará nuestro futuro: hacia una energía más limpia, una mayor seguridad económica y una economía más digital y productiva”, enfatizó la francesa.

En este sentido, ha advertido que, cuando llegue el momento de que los gobiernos consoliden sus políticas fiscales, tendrán que elegir entre reducir las transferencias, así como el consumo público y subir los impuestos o recortar la inversión pública.

«Si optan por este último método, como hicieron tras la gran crisis financiera, corren el riesgo de que la oferta no se recupere y las restricciones al crecimiento sigan limitando», añadió.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.