Por qué se dispara el precio de los alimentos

Por qué se dispara el precio de los alimentos


Madrid (EFE).- El impacto de la larga sequía en los cultivos, la prolongada crisis de precios, como la de la energía, que encarece toda la cadena de valor, y otros factores, como la propagación de la gripe aviar en el ganado, crearon el cóctel de escenario perfecto para que los precios de los alimentos sigan por las nubes.

Los alimentos y bebidas no alcohólicas se encarecieron en octubre un 15,4% respecto al mismo mes de 2021, un máximo que representa un nuevo récord desde 1994.

La pregunta de por qué los alimentos siguen su propia trayectoria inflacionaria debe buscarse en las particularidades de esta cadena, sujeta no solo a las tendencias económicas globales, sino también al impacto del clima y la salud en su producción.

Un puesto en un mercado de Madrid, en una imagen de archivo. EFE/Víctor Casado

Más del 40% de aumento en el azúcar

El mayor aumento de los precios al consumidor se dio en el azúcar, con un alza anual del 42,8 % y el coordinador de servicios agronómicos de la azucarera Acor, Javier Narváez, explicó a Efe que «la industria azucarera no se está beneficiando» de esta fuerte suba.

Lo atribuyó a varios factores, entre ellos la “distribución” y “un aumento del precio europeo de este producto entre un 19% y un 20% desde este verano”.

Agregó que en Europa hubo menos producción de remolacha la temporada pasada, con menores rendimientos, y este año sucedió lo mismo por la sequía y las altas temperaturas, que redujeron el volumen disponible.

“Por eso se han encarecido las ventas ‘al contado’ o puntuales de última hora de las pequeñas empresas que fabrican productos con azúcar -que no llegan al 1% del total-, pero no las ventas a los grandes grupos alimentarios, que están programadas y marcadas. con mucha antelación”, indicó.

precios de comida
Un pasillo de supermercado, en una imagen de archivo. EFE/David Fernández

Sobre el «azúcar en la boca», comentó que son las redes de distribución las que definen su precio final.
Desde la otra gran productora española, AB Azucarera Iberia, consideraron que “tiene que ver con el aumento de los costes energéticos, los costes logísticos y los costes de producción”.

legumbres y verduras

La segunda categoría de alimentos que más creció fueron las verduras frescas, con un 25,7% anual, mientras que las frutas frescas registraron un aumento del 12,8% anual.

El responsable del sector hortofrutícola de COAG, Andrés Góngora, considera que «es incomprensible» lo ocurrido con el índice de precios al consumidor (IPC) en el caso de las hortalizas, ya que en octubre el volumen de producción fue muy elevado debido a a altas temperaturas, lo que aceleró su maduración en campo.

“No entiendo qué están haciendo los supermercados, que mantienen los precios altos y no estimulan el consumo de verduras y frutas, que está en declive, lo que agrava la mala situación del productor”, dijo.

La federación hortofrutícola Fepex ha señalado que el incremento de la fruta “se ha debido a la climatología, que ha provocado una fuerte caída de la producción”.

precio de la comida
Varios cartones de huevos, en una imagen de archivo. EFE/Remko DeWael

Los huevos son ahora un 25,5% más caros que hace un año y la directora de la asociación de productores de huevos (Aseprhu), María del Mar Fernández, atribuye este incremento principalmente a la escasez mundial de huevos por el impacto de la gripe aviar en Europa y el Norte. Granjas americanas en los últimos meses.

Solo en Europa, se estima que faltan alrededor de 13 millones de pollos para reemplazar los animales sacrificados o sacrificados para contener los brotes.

Como se indicó, el aumento en el costo de las materias primas y otros insumos, que encareció el producto, también sigue afectando, especialmente en el primer semestre.

Aumento en el precio del alimento

La cuarta categoría de alimentos más inflacionaria fue la leche (+25%) y en este caso, debido al aumento del precio de los piensos (que se duplicó en un año) junto con los costes de la energía provocaron un aumento del valor del producto de forma generalizada cadena, del campo a la mesa.

precio de la comida
Vacas en una finca de Galicia, en una imagen de archivo. EFE/Eliseo Trigo

El sector ya apuntaba hace meses que se sacrificaban más vacas lecheras de lo normal por falta de rentabilidad y esto se traduciría en escasez de producto en otoño con su consecuente aumento de precios y parece que se cumplen los pronósticos.

El presidente de la principal asociación de productores de leche de España (Agaprol), Francisco Fernández, indicó que hasta los productos lácteos menos buscados ya no se fabrican por falta de leche nacional y extranjera.

Hace un año el litro de leche se vendía a un promedio de 59 centavos en los supermercados y ahora ronda ese precio pero en el primer eslabón, es decir, la venta del ganadero a la industria, que puede dar una idea de el aumento de precio aplicado.

A pesar de ello, el ganadero, según Fernández, sigue con un margen de beneficio justo porque paga el doble que hace un año por una bolsa de pienso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.