Local  

El fiscal mantiene su petición de 25 años de cárcel a la acusada de decapitar a su pareja en Castro

El fiscal mantiene su petición de 25 años de cárcel a la acusada de decapitar a su pareja en Castro

Los hijos del difunto, que ejerzan la acción penal privada, insisten en la prisión definitiva sujeta a revisión y en la defensa de la absolución gratuita

SANTANDER, 17 de noviembre (Diario de Cantabria) –

El fiscal del caso ‘Caveira de Castro Urdiales’ ha hecho definitivas sus conclusiones en el penúltimo día del juicio contra Carmen Merino, acusada de decapitar a su pareja, Jesús María Baranda, y para quien el Ministerio Público pide 25 años de prisión por el delito de homicidio doloso (imposibilidad de defensa) y con agravante de parentesco.

Por su parte, el Ministerio Público -que ejercían los hijos del fallecido, un banquero vasco jubilado que tenía 67 años cuando desapareció- insistió en que el tramo final de la vista oral en prisión permanente sea objeto de revisión por el mismo hecho ilícito contra el imputado. un sevillano de 64 años, internado en la prisión de El Dueso (Santoña) desde el macabro hallazgo, en septiembre de 2019.

En segundo lugar, los familiares tienen interés en la misma condena que el Ministerio Público, mientras que el abogado defensor reiteró la absolución gratuita de su patrocinador, aunque introdujo el delito de encubrimiento con carácter subsidiario, sin indemnización. En el caso del procurador, pide 20.000 euros por cada uno de los dos hijos de Baranda y su hermano, ya que finalmente desistía de la petición de su prima; mientras que la acusación particular mantiene los 35.000 euros de indemnización para todos ellos por el daño moral causado.

Merino negó su participación en los hechos al asegurar que el paquete que le había dado meses antes a un amigo para que lo guardara tenía juguetes sexuales y no la cabeza de su pareja sentimental durante siete años, con quien vivía en la calle Padre Basabe, en la ciudad cántabra.

El hombre fue visto con vida por última vez en febrero y un primo suyo lo denunció como desaparecido en abril. El cuerpo aún no ha sido encontrado.

El pleno, con jurado, tiene lugar esta semana y la anterior en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Cantabria, y este jueves se centra en las conclusiones e informes finales y el derecho a la última palabra de los acusados.

El juicio comenzó con el contrainterrogatorio de Merino, que se dividió en dos sesiones y solo respondió preguntas de su abogado. En su declaración, señaló a la amiga a quien le entregó el paquete, asegurando que luego de abrirlo y ver el contenido, le dijo: “Tengo un regalo para ti, la cabeza de Jesús en una caja”, extremo que este testigo clave en el caso desestimó el caso, que acusó al sospechoso de mentir.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.